CARACTERÍSTICAS DE LA ETAPA

Esta etapa está especialmente condicionada por la evaluación externa (PAU). Es el final de una etapa formativa y uno de los objetivos será garantizar la formación frente a los estudios superiores. En esta etapa, tanto individual como grupal, el alumno o alumna trabajará de forma activa para afrontar los retos del futuro. El alumnado se formará multiplicando los procesos autónomos, resolviendo retos con las situaciones reales, fomentando la colaboración y la cooperación y utilizando las TIC como herramienta común. Es decir, como en otras etapas, en Bachillerato también queremos jóvenes competentes, cooperativos, creativos y autónomos, y utilizamos para ello metodologías activas, tal y como marca el Perfil de Salida del Alumnado de la Ikastola. Asimismo, vemos a los alumnos y alumnas de Bachillerato como vascoparlantes plurilingües con capacidad para trabajar y comunicarse de forma responsable.